Desde el ministerio de Salud reiteraron la importancia de cumplir con el Calendario Nacional de Vacunación

Nacional 27/03/2021 Por Primera Info
El Calendario Nacional de Vacunación contiene el esquema de vacunas gratuitas y obligatorias para toda la población para evitar enfermedades inmunoprevenibles como la gripe, el sarampión, la hepatitis B o la neumonía.
vacunacion
vacunacion

“La Argentina es uno de los países líderes en la materia y tiene en la región un portfolio de vacunas muy importante para la prevención de estas enfermedades”, explica Juan Manuel Castelli, Subsecretario de Estrategias Sanitarias del Ministerio de Salud de la Nación, quien en diálogo con Télam recuerda que “tener a la población vacunada permite disminuir la morbilidad y mortalidad”.


El funcionario señala que “las vacunas salvan vidas y son una de las estrategias más eficaces para disminuir la aparición de enfermedades y desarrollar al máximo el estado de salud”. Destaca además que durante 2020 se distribuyeron 40 millones de dosis en todo el país y pone como ejemplo las campañas contra la gripe y el sarampión, cuyas vacunas tuvieron un alto nivel de aplicación a pesar de las restricciones que impone la pandemia.


Respecto al Covid, Castelli asegura que el objetivo del gobierno nacional “es vacunar a la mayor cantidad de población en el menor tiempo posible”, aunque aclara que el ritmo de vacunación “depende de la disponibilidad de dosis” y subraya que “hay un sistema de salud que tiene capacidad para vacunar y una población con expectativa de poder vacunarse”.


-Castelli, ¿la pandemia demoró el Calendario Nacional de Vacunación? ¿Qué está pasando con las vacunas más allá del Covid?


-Los cambios que produjo la pandemia en la forma en que se llevan adelante las distinas actividades, en la organización de los equipos de salud e incluso en los momentos epidemiológicos que sufrió cada jurisdicción, impactó en la aplicación de las vacunas del Calendario. Sin embargo, se llevaron adelante diferentes estratégias para sostener la vacunación, que en muchos casos fue exitosa.


-¿En qué casos?


-La campaña de vacunación antigripal se puedo llevar adelante en todas las jurisdicciones del país a pesar del contexto del Covid, aplicándose más de ocho millones de dosis. Algo similar se logró con el brote de sarampión y se pudo mantener el status de país libre de esa enfermerdad gracias a acciones de inmunización que implicaron la participación de por lo menos 33 municipios de Área Metropolitana, incluida por supuesto la Ciudad de Buenos Aires.


“La campaña de vacunación antigripal se puedo llevar a pesar del Covid, aplicándose más de ocho millones de dosis”


-¿Qué ocurre con la disponibilidad de dosis de las vacunas que integran el Calendario?


-Todas las jurisdicciones pudieron obtener las dosis necesarias. Además, se desarrollaron estrategias para aplicar estas vacunas en el contexto del Covid, como la inoculación en nuevos lugares y el cumplimiento de las medidas de prevención.


-¿Se mantuvieron los niveles de vacunas aplicadas respeto a otros años?


-La información remitida por las distintas jurisdicciones respecto a la cantidad de dosis aplicadas se va consolidando día a día, por lo que cuando se avance un poco más vamos a tener datos más precisos para realizar una comparación con los años previos a la pandemia. Es importante destacar que todas las vacunas del calendario están disponibles en los vacunatorios de todo el país. Liberamos 12 millones de dosis que estaban en la Aduana, lo que permitió que se distribuyeran, del mismo modo que se han entregado más de 40 millones de vacunas de calendario durante el 2020 a todas las jurisdicciones.


-¿La vacunación contra el Covid altera la vacunación de calendario?


-Los centros de salud en algunos momentos priorizaron la atención a personas que tenían síntomas de Covid. Hoy hay que sostener la vacunación de calendario y la vacunación contra el Covid. Por ejemplo, con el reinicio de las clases trabajamos en forma conjunta con el Ministerio de Educación para estimular la aplicación de dosis de calendario. Entonces tenés vacunadores trabajando con las vacunas de calendario y otros con las del Covid, e incluso con ambas a la vez, ya que son diferentes las poblaciones que reciben las dosis.


“Se han distribuido más de 40 millones de vacunas de calendario durante el 2020 a todas las jurisdicciones”


-¿Por qué es importante ponerse las vacunas incluidas en el Calendario?


-La vacunación es una de las instancias preventivas que mejor impacto ha tenido en la salud poblacional en todo el mundo. La Argentina es uno de los países líderes en la vacunación calendario y tiene en la región un portfolio de vacunas muy importante para la prevención de estas enfermedades, que son precisamente las inmunoprevenibles. Tener a la población vacunada permite disminuir la morbilidad y mortalidad. La vacuna antigripal, la antisarampionosa, la hapatitis B o contra el virus del papiloma humano son parte de ellas. Las vacunas salvan vidas y son una de las estrategias más eficaces para disminuir la aparición de enfermedades y desarrollar al máximo el estado de salud.


-¿El consenso social en torno a la necesidad de aplicarse las vacunas calendario fue debilitado por la discusión sobre la efectividad de la vacunación para combatir el Covid?


-En nuestro país los ciudadanos adhieren al calendario de vacunación, confían en las vacunas y demuestran preocupación por poder vacunarse, teniendo un alto nivel de conciencia sobre la importancia de las vacunas. Eso se demuestra también hoy respecto a las vacunas contra el Covid, cuando la población se inscribe masivamente en los programas para recibirla. La sociedad entiende que las vacunas son una herramienta muy eficaz, con un alto impacto en las salud pública en general.


-La ministra de Salud, Carla Vizzotti, dijo que el 90% de las dosis de las vacunas contra el Covid está concentrado en un 10% de las naciones. ¿Cómo impacta esto en un país donde en general la gente quiere vacunarse?


-Incluso en los países que han podido obtener una mayor cantidad de dosis hay un acceso limitado a las vacunas. La producción de vacunas tiene que llegar a satisfacer a todo el mundo. No es habitual una situación donde toda la población quiere acceder a la misma vacuna en el mismo momento. Es algo inédito. Argentina está entre los países que han podido recibir un número de dosis significativo si se lo compara con otros, donde el porcentaje de dosis disponibles en relación a la acordada es similar.


-¿El objetivo es terminar abril con la población de riesgo vacunada?


-El objetivo es vacunar a la mayor cantidad de población en el menor tiempo posible y esto depende de la disponibilidad de dosis.


-¿Qué se puede esperar de las vacunas contra el Covid en términos de eficacia para controlar la definitivamente la enfermedad?


-Demostraron tener una eficacia mayor a la que se esperaba inicialmente. En un principio se buscaba que la vacuna tuviera al menos un 50% de eficacia y hoy hay una decena de vacunas con resultado de Fase 3 que en algunos casos llega al 90%, y que han demostrado también tener un alto impacto en la protección ante formas graves y en las complicaciones. El resultado es reconocido como muy bueno por toda la comunidad científica.


-Del mismo modo parece estar claro que con la vacuna sola no alcanza…


-Es una herramienta más. A pesar de que estemos vacunados, las medidas que hemos aprendido y sabemos efectivas para disminuir la posibilidad de adquirir o transmitir la enfermedad tienen que seguir sosteniéndose, ya que son las que nos permitieron cuidarnos hasta ahora: distanciamiento social, el uso correcto del barbijo, la ventilación de todos los ambientes y el lavado de manos y limpieza de las superficies.

Te puede interesar