“¡Un psiquiatra por ahí...!, hay dos que lo necesitan”, dijo mi amiga uruguaya

Política 28/03/2021 Por Primera Info
COMENTARIO POLITICO DE LOS DOMINGOS. POR ROBERTO PEÑAYOS. El gobierno ya se parece a un autito chocador. Como las vedettes, ya no sabe con quién más pelearse. El peronismo no K se guarda para 2023, pero va comprando materiales para construir su edificio en el futuro. Mientras tanto, los gremios se alistan para la gran batalla sanitaria.
POLITICA
POLITICA

Quién alguna vez vio la película Zelig, ese hombre que se mimetizaba demasiado rápidamente con quien estaba con él, no le pude sorprender de ninguna manera tener un presidente de la Nación tan despersonalizado con el que hoy tienen los argentinos.

Algo así me dijo una uruguaya, de origen olavarriense, quien hoy está haciendo algunos trabajos en los pagos de Artigas. “Un psiquiatra por ahí”..., bromeó esta vecina, hoy uruguaya por elección. Alberto está necesitado de una fuerte terapia full time para salir del cepo que le ha puesto su compañera de gobierno, quien también precisa de otro tratamiento similar.

Alberto es un Zelig de la política argentina. La trató de ladrona, luego la acusó de encubrimiento por el atentado a la AMIA y varias cosas más. Hoy espera lo que va a decir ella para no contradecirla. Más aún, para repetir lo que dice nuestra representante de Tolosa y que emigró a Uruguay y Juncal cuando pudo hacer unos pesitos.

“¿De dónde sacó tanto resentimiento?”, se preguntaba esta uruguaya-olavarriense. “Se enganchó un abogado del sur que rápidamente hizo plata y luego le dio poder. Pudo irse como nadie de vacaciones a los Estados Unidos pero se transformó en una revolucionaria de Palermo Hollywood”. La vida le empezó a sonreír hasta que la Justicia comenzó sospechar de los orígenes de su fortuna; un poco más de presión y podría zafar.

“Ahora lo mandó a su empleado, Alberto, a pelearse con el presidente uruguayo”, dijo mi amiga. “Yo no entiendo por qué no se dedican a vacunar de una vez por todas que es una vergüenza el plan, si es que lo tienen, que están llevando a cabo. Si siguen así, el mundo le va a ganar a la pandemia pero la Argentina se va a extinguir. Corre peligro de ello”, dijo mi amiga uruguaya que está pensando muy seriamente si le conviene volver a este infierno en el que se ha transformando el país.

Sin remedio

En Olavarría están pasando cosas. El Intendente tiene la oportunidad de tener la franquicia de Juntos por el Cambio y sin embargo está construyendo un kiosco porque tiene miedo de que lo vuelvan a “caminar” con la lista seccional, como le pasó en 2017.

La ansiedad lo está llevando a una trampa, porque en vez de meter miedo a los de arriba se va a ganar la desconfianza y lo que él teme acabará siendo una profecía que se autocumple.

El peronismo no K ha postergado todos sus planes para 2023 y se dedica a ir comprando materiales antes de que aumenten más para ir armando su edificio, en el que puedan guarecer al peronismo moderado.

Por ahora se reúnen sistemáticamente pero no se animan a presentarse en sociedad. Mientras tanto, son los gremios los que están haciendo política y los mercantiles y los municipales están a punto de chocar en el campo de batalla.

Mientras tanto se lleva a cabo una guerra de guerrillas verbal y comercial con una farmacia. El CECO instaló una farmacia a sólo dos cuadras de otra y nadie le dijo nada, pero ahora se queja porque los municipales pretenden abrir otra sindical a dos cuadras de la que los Santellán tienen funcionando en Coronel Suárez casi Rivadavia.

Las relaciones entre ambos sindicatos, paradójicamente y pese a la abundancia de farmacias, no tienen remedio.

Y el choque puede ser muy grave…

Te puede interesar