"Sobre la arquitectura y la pandemia", columna especial profesional para Primera Info

Comunidad 02/07/2020 Por Primera Info
Este 1 de julio se conmemoró una vez más el Día del Arquitecto Argentino. Esteban Mingo, Arq. Mat. 28866 oriundo de Olavarría y radicado en Capital Federal, escribió algunas reflexiones sobre los tiempos que el mundo atraviesa desde su visión: "esta pandemia es la que arrojará nuevas formas de habitar y nuevos formatos de vivienda"
esteban

El pasado 1 de julio se conmemora el Día del Arquitecto en Argentina. Por eso, un profesional amigo de nuestro medio de comunicación nos preparó una reflexión sobre la labor de él y sus colegas en tiempos de pandemia. Aquí su texto completo:

Por la conmemoración el día del arquitecto argentino, mis amigos de este medio me pidieron una reflexión acerca de nuestra labor. En una primera instancia, y dadas las circunstancias actuales, pensé en escribir sobre la situación laboral de los arquitectos  y de cómo atravesamos esta pandemia.

 
Al saludar a mis colegas en nuestro día, fui preguntando sobre cómo están viviendo esta situación, y en sus respuestas, el tema recurrente fue la manera en que cada uno vive su hogar durante la pandemia.

Dado esto, pensé en hacer una reflexión sobre esta nueva forma de habitar; de como colegas, amigos y familiares viven el día a día,y desde una apreciación personal, cómo cada uno detecta fallas, faltantes o buenas decisiones en cuanto al diseño de un hogar.


Siempre, después de una crisis, se produce una ruptura de paradigmas; el primer ejemplo que se me ocurre es la revolución industrial y el hacinamiento que esta produjo en las grandes urbes (que sigue siendo un problema grave en algunos estratos sociales) o la posguerra y el modernismo dando una respuesta a la reconstrucción de casi un continente.

 
El modernismo planteó una nueva forma de habitar, la casa como una máquina (machine à habiter, según Lecorbusier) con consiguientes consignas constructivas dando respuesta a una nueva forma de vivir; los higienistas plantearon locales con luz natural y ventilados; resolviendo necesidades propias de la vida moderna.

 
Volviendo al eje en cuestión, esta pandemia es la que arrojará nuevas formas de habitar y nuevos formatos de vivienda. Hoy por hoy, son los usuarios los que detectan falta de luz, ventilación, o espacios dedicados estrictamente a determinadas funciones (trabajar, descansar, jugar, reunirse, aislarse, etc.); sin saber de que manera o cuando termina esto. Es el propio usuario el que acondiciona o determina con mucha más claridad que es lo que quiere o espera de una casa, siendo nuestro deber y trabajo dar respuesta a estas nuevas formas. 


Debemos tomar provecho de este cambio de paradigma para replantear un correcto y eficiente uso de los recursos humanos, técnicos e intelectuales para hacer una arquitectura tan amigable con el usuario como con el medio ambiente.


Queda en nosotros poder capitalizar este aprendizaje y maximizar nuestro conocimiento y experiencia como profesionales, sin mirar para otro lado frente a una necesidad palpable como será esta nueva forma de habitar y es esta urgencia ambiental; cuidando nuestro hogar como núcleo familiar y el planeta como única casa.

 
Sin más estimados colegas, les deseo un feliz día del arquitecto argentino

Esteban Mingo Arq. 
Mat. 28866

Te puede interesar