Prisión preventiva para la olavarriense acusada de venta de drogas

Policiales 11/05/2022 Por Primera Info
La mujer de 31 fue detenida en Azul en abril tras una persecución policial donde descartó del auto que conducía un envoltorio con cocaína.
1652104037
1652104037

En abril fue arrestada en Azul una mujer con domicilio en Olavarría tras una persecución policial. Durante la misma, del auto que conducía había sido descartado un envoltorio con cocaína. El Juzgado de Garantías convirtió en prisión preventiva la detención de la mujer que está acusada de venta de drogas al menudeo.

Fue identificada como Melisa Elizabeth Prego, de 31 años, con domicilio en nuestra ciudad. El 2 de abril fue allanado su domicilio para que su aprehensión se hiciera efectiva en la vecina ciudad de Azul. Allí se halló más cocaína y elementos que estarían vinculados a la venta de drogas.

Mientras sigue privada de la libertad en la comisaría ubicada en Belgrano y Las Flores, a la espera de que se consiga un cupo para su traslado a una cárcel de la zona, Prego continúa siendo considerada la autora de dos episodios configurativos del delito de tenencia ilegitima de estupefacientes con fines de comercialización.

Luego de la realización de una audiencia donde Fernando Martínez -el actual defensor Particular de la encausada- había formulado diferentes pedidos tendientes a favorecer la situación procesal de su clienta que no prosperaron, fue Juan José Suárez, el titular del Juzgado de Garantías 3, quien convirtió en prisión preventiva a la detención de la mujer investigada por esta infracción a la Ley 23.737.

Esa solicitud había sido formulada por Lucas Moyano, el fiscal a cargo de la UFI 22 con asiento en el Palacio de Justicia local que lleva adelante la instrucción de este sumario penal.

En lo resuelto este jueves que pasó, el Juez garante concluyó que en el caso existen riesgos procesales que habilitaban el dictado de la prisión preventiva para Prego.

Los hechos

Aludiendo a la referida "peligrosidad procesal", el juez de Garantías tuvo en cuenta que Prego "evadió el control policial, deshaciéndose de la sustancia estupefaciente que poseía en su poder, haciendo caso omiso a las órdenes policiales e intentándose dar a la fuga" aquel sábado 2 de abril pasado, cuando en horas de la tarde fue arrestada en momentos que en un auto llegaba a Azul desde Olavarría.

Ese procedimiento se inició cuando el Renault Fluence que la mujer conducía ingresó a esta ciudad por la Ruta 51, oportunidad durante la cual se topó con un operativo policial que intentó esquivar, por lo que agentes comenzaran a perseguirla.

La encausada, finalmente, pudo ser arrestada cuando un móvil se puso a la par del auto que conducía para que detuviera la marcha, lo cual sucedió en el cruce de las calles De los Eucaliptus y 1° de Mayo.

Instantes antes a que eso sucediera, los policías vieron también el momento en que Prego, en su afán por darse a la fuga, desde una de las ventanillas del auto que manejaba se descartó de un pequeño envoltorio de nylon, el cual después -al ser recogido por los investigadores- se constató que contenía algo menos de ocho gramos de clorhidrato de cocaína.

Un día antes de llevado a cabo aquel procedimiento, policías del Grupo Táctico Operativo de la Seccional Primera contaban con información que indicaba que, ese sábado en que resultara aprehendida, la acusada iba a venir a Azul a vender estupefacientes al menudeo en diferentes barrios. Un accionar delictivo que, al parecer, no era la primera vez que llevaba a cabo.

De esa manera, contando con los datos del auto en que se trasladaba y también con la identificación de la patente de ese vehículo se decidió montar el operativo que derivó en el arresto de la mujer a la que ahora, en primera instancia, le ha sido dictada esta prisión preventiva.

Ese mismo sábado 2 de abril pasado, de manera "urgente" y después convalidados por el Juez de Garantías que entiende en la instrucción de esta causa penal, se hicieron dos allanamientos en Olavarría.

Uno de esos procedimientos tuvo como escenario la casa de un familiar de la acusada. El otro, el inmueble -ubicado sobre la Avenida Emiliozzi- donde Prego vive, diligencia que arrojó más resultados de interés para la investigación que se había iniciado.

En aquel allanamiento se hallaron e incautaron más de treinta gramos de clorhidrato de cocaína y -se menciona también en las actuaciones penales- "elementos necesarios para llevar a cabo la actividad ilícita" que le siguen imputando, entre los cuales figuraron teléfonos celulares, una notebook, una carpeta con anotaciones, dos handys, nylon presumiblemente utilizado para fraccionar la droga que después era vendida al menudeo y dinero en efectivo.

Según lo informado por el diario azuleño El Tiempo, en la audiencia realizada el defensor de la mujer sostuvo que ella no se dedica a la venta de drogas y que desconocía que había cocaína en su casa. La acusada, además, declaró que llevaba la droga descartada en la persecución porque clientes con los que solía mantener encuentros sexuales le pedían que les llevara estupefacientes.

Con información de El Tiempo de Azul

Te puede interesar