Guías de Fátima aseguran que el cura de la parroquia les exige $10.000 para usar las instalaciones

Comunidad 04/09/2021 Por Primera Info
Las Guías realizan sus actividades en la parroquia hace 40 años y a través de una carta que le harán llegar al Obispo denuncian que el sacerdote solicita un pago mensual para seguir usando las instalaciones. Esta tarde retiraron su material de trabajo del lugar.
guias fatima
guias fatima

Las Guías de Fátima difundieron un comunicado este sábado donde aseguran que el sacerdote de la parroquia les exige un pago de $10.000 por mes para continuar utilizando sus instalaciones para las actividades que realizan allí hace más de 40 años. Indicaron, a su vez, que harán llegar esta carta al obispo Hugo Manuel Salaberry de la Diócesis de Azul.

Durante la pandemia la asociación sin fines de lucro continuó su trabajo con las niñas y adolescentes del grupo a través de la virtualidad. "Nuestros oídos sangraron y nuestro corazón se estremeció de dolor al escuchar que
para seguir llenando el patio de la parroquia del bullicio y la algarabía de las niñas y adolescentes DEBÍAMOS PAGAR", indican en el comunicado.

"Pero en 40 años de historia, la avaricia y el dinero pudieron más… y provocó que esta Comunidad Guía buscara un nuevo patio… porque nuestras niñas y adolescentes seguirán SIEMPRE LISTAS a pesar de las “diabladas” que se
presentan", continuaron. 

Esta tarde quienes integran el grupo desalojaron las instalaciones de la parroquia de Fátima, retirando todo el material de trabajo que allí guardaban para las actividades de los sábados. Detallan, además, que la Sociedad de Fomento del barrio les abrió las puertas ante esta situación.

El comunicado completo:

EL SACERDOTE PIDE $10.000 PARA QUE LAS GUÍAS SIGAN FUNCIONANDO EN LA PARROQUIA DE FÁTIMA

“E´ma quiero a los pibes y pibas del barrio cantando y jugando en el patio de la iglesia” fue la premisa de un cura gringo recién llegado al país y a la comunidad parroquial de Fátima y así fue: se abrieron las puertas para que se llenara de sonrisas, de niños y jóvenes.

Y así surgió hace casi 40 años la Comunidad Guía en la parroquia, bajo el espíritu del Guidismo “servir al prójimo sin esperar recompensas ni alabanzas, haciendo el bien sin mirar a quien”.

Y así creció esta comunidad, acercando a las niñas y jóvenes de la barriada y más allá. En forma ininterrumpida se trabajó por la formación integral de sus integrantes y a la par de cada sacerdote que transitó durante toda nuestra historia.

No solo la comunidad parroquial reconoció a las Guías como esas mujeres de uniforme azul y pañuelos de colores que estaban siempre listas desde las más pequeñas hasta las adultas, sino que la ciudad toda conoció a las Guías.

Con pena y mucho dolor, la pandemia hizo que durante el 2020/2021 no podamos encontrarnos en ese patio que cada sábado nos juntó, pero el espíritu Guía no hizo cuarentena y seguimos conectadas por zoom con nuestras niñas y en servicio constante con las instituciones de la ciudad.

En el Nuevo Testamento Lucas nos dice “el Señor le dijo: así son ustedes, los fariseos! Purifican por fuera la copa y el plato y por dentro están llenos de voracidad y perfidia. Y después les dijo: cuídense de toda avaricia, porque aun en medio de la abundancia la vida de un hombre no está asegurada por la riqueza”; y fue entonces, escuchando la palabra de Dios de boca del sacerdote de la comunidad, que una página de nuestra historia se rasgó.

Nuestros oídos sangraron y nuestro corazón se estremeció de dolor al escuchar que para seguir llenando el patio de la parroquia del bullicio y la algarabía de las niñas y adolescentes DEBÍAMOS PAGAR.

Durante 40 años trabajamos junto a nuestra comunidad parroquial, como una asociación sin fines de lucro que a través del juego y el servicio acercó a las niñas y jóvenes a Dios y al prójimo.

Pero en 40 años de historia, la avaricia y el dinero pudieron más… y provocó que esta Comunidad Guía buscara un nuevo patio… porque nuestras niñas y adolescentes seguirán SIEMPRE LISTAS a pesar de las “diabladas” que se presentan. Y es ahí que la historia comienza en una nueva hoja blanca y sin arrugas a escribir nuevamente.

El Papa Francisco, jefe de la Iglesia, se reunió con Guías y Scouts de Italia y los instó a seguir el servicio del prójimo y a no bajar los brazos ante los obstáculos que se presentan. Pero parece que la era en que la comunicación nos enlaza con más rapidez, esta premisa no le llegó al sacerdote de Fátima.

Hoy, después de 40 años desde que ese cura gringo abrió las puertas para llenar la parroquia de niñez y juventud, hoy 2021 el sacerdote de Fátima le cierra las puertas a esta Comunidad Guía, único grupo que seguía trabajando en la parroquia.

Gracias a que las Guías son importantes por su trabajo, inmediatamente la Sociedad de Fomento del barrio nos abrió las puertas desinteresadamente. Y esta historia de 40 años se seguirá escribiendo con el dolor de la última hoja rasgada pero con el libro lleno de hojas blancas e inmaculadas para seguir llenando con todas las Guías Nuestra Señora de Fátima… SIEMPRE LISTAS PARA SERVIR!!!

Maria Agustina Filippi, DNI 35796287
Maria Laura Paz, DNI 27622004
Ana Lucia Lovecchio, DNI 34291247
Marcela Rodriguez, DNI 22364505
Fatima Gorosito, DNI 22541061
Ana Clara Dotta, DNI 34404463
Milagros Friedman, DNI 39171945
Agustina San Sebastián, DNI 40943035
Milagros San Sebastián, DNI 41991283
Camila Navarro, DNI 41104173

Foto: Guías de Fátima Olavarría

Te puede interesar